Más de 300 personas harán uso este año de la mediación familiar

La consejera de Familia, Rosa Valdeón, anunció, durante la inauguración del II Congreso Internacional de Mediación Familiar en Zamora, que en torno a 300 familias de Castilla y León son susceptibles de utilizar la mediación social durante el primer año de aplicación de la nueva ley autonómica en la materia, cifra que es previsible que aumente en años posteriores.

«Tenemos una ley que fue objeto del apoyo mayoritario de todos los grupos políticos por eso hemos entendido que estas jornadas son una buena ocasión para hablar de la mediación», manifestó Valdeón, quien añadió que «la mediación familiar es una apuesta clara por la pacificación de las relaciones familiares», además de crear otros beneficios como la descarga en los Juzgados de casos relacionados con crisis en el entorno familiar.

Profesión regulada

La consejera de Familia señaló que la Junta regulará la actividad profesional de mediador al reconocer y certificar la formación necesaria para el ejercicio de dicha función. Los profesionales, -actualmente unos 400 en la comunidad-, pueden ser de diferentes disciplinas, como la abogacía, la psicología o los servicios sociales. «Vamos a establecer una acreditación para que se pueda prestar el servicio en el mercado libre», aseguró Valdeón, quien también anunció ayudas para que determinadas familias puedan costearse este gasto.

Los andaluces, entre los que más se divorcian de España

Publicado en Informativos CanalSur
Andalucía registró en 2005 un total de 26.126 divorcios, lo que supone un 17 por ciento de los que se produjeron en España y que de cada 10.000 andaluces, 32 se divorcian, datos que sitúan a Andalucía entre las comunidades con mayor número de rupturas, junto con Cataluña, Madrid y Valencia.

Estos datos aparecen recogidos en el informe elaborado por el Instituto de Política Familiar (IPF), que también estima que tras la entrada en vigor de la reforma del Código Civil que agiliza los trámites del divorcio, estos se han disparado.

Dicho informe coloca a Andalucía como la segunda comunidad con más divorcios, aunque aún no alcanza las cifras de otras regiones en las que las separaciones superan a las uniones matrimoniales, como es el caso de Canarias y Baleares.

Unos 2.000 menores andaluces sufren los efectos de las separaciones de sus padres

Unos 2.000 menores de Andalucía sufren al año las consecuencias de la ruptura de sus padres a través de procesos conflictivos de separación o divorcio, según los datos facilitados ayer por el titular de uno de los tres juzgados de Familia de Málaga, José Luis Utrera, quien precisó que determinados procesos se convierten «en campos de batallas donde los niños son utilizados como armas» y sufren «carencias emocionales, afectivas, retraso escolar y en algunos casos supuestos de malos tratos psicológicos».
La Junta de Andalucía, a través de la Consejería de Justicia, ha puesto en marcha un plan, denominado «Decálogo del buen divorcio» y que comenzará en Málaga, con el que se pretende aumentar los niveles de información de las parejas, ya sean de hecho o matrimonios, inmersas en un proceso de ruptura, y principalmente aquellas que tiene hijos menores.
Según la consejera de Justicia, María José López, con esta iniciativa, que se trasladará «inmediatamente» al resto de Andalucía, se busca «una reflexión previa del papel del menor en estos casos», porque «el ideal sería que no tengan nada que ver» en lo que denominó «contienda entre adultos» de la que los niños «tienen que estar lo más alejados posibles» tanto en el inicio, como en el proceso y en la ejecución.
Veinte y seis mil divorcios
Señaló que el año pasado se produjeron 26.000 divorcios o separaciones en la comunidad andaluza y destacó que el decálogo pretende «normalizar la transformación y cambio del núcleo familiar», mejorar la respuesta y prevenir situaciones de violencia dentro de esos procesos de rupturas familiares.

Propuesta para el diálogo

La palabra mediación proviene de mediatio, entendida como punto equidistante entre dos puntos opuestos y también como interposición, intermediación para favorecer nuevas articulaciones en las relaciones sociales. Nos encontramos, por lo tanto, ante un punto medio entre dos polos en un espacio o medio concreto. La mediación facilitará que las partes implicadas se encuentren en este punto intermedio que ofrece la objetividad. En las percepciones subjetivas del conflicto no se podrán encontrar. La mediación puede propiciar estos espacios de diálogo abierto sobre el problema de fondo que hay en el conflicto.

Por eso, la cultura de la mediación supone una cultura de la comunicación, porque la mediación pretende facilitar que las personas encuentren las posibles soluciones por ellas mismas. La finalidad no es tanto llegar a un acuerdo, sino restablecer la relación, reducir la hostilidad, propiciar propuestas y soluciones, promover procesos de respeto.

Isabel Medina intervino en Canal Sur Radio

Canal Sur Radio Isabel MedinaIsabel Medina intervino el pasado Lunes 24 de Julio en Canal Sur Radio en el programa La Hora del Verano como experta en Mediación Familiar.

Puede escuchar la parte en la que internvino Isabel si pincha aquí

En el programa se destacó la importancia de la Mediación Familiar en el supuesto de separaciones y divorcios.

Páginas